Seguínos en:
Negocios

Protagonistas (Andrea Garrone, Melocotón)

No arrugó ante el bajón y se la jugó por la tecnología

En un mal año para la industria de la indumentaria, la textil apostó por adquirir maquinaria de punta.

Andrea Garrone decidió sortear el delicado momento de la industria textil con una fuerte inversión en maquinaria para mejorar en eficiencia y aumentar la producción de su tienda de indumentaria femenina Melocotón. Salir por arriba del laberinto en que el sector cayó por la compleja situación macroeconómica la convirtió en una de las protagonistas del año para Punto Biz. Más allá de este caso puntual, la historia de la diseñadora se nutre de desafíos. Cuenta que el momento más complicado que le tocó atravesar en el negocio textil fue en 2001. El consumo planchado, la moneda destrozada y una convertibilidad que se mantenía entre el capricho y el miedo a la implosión hicieron una crisis tremenda que impactó de lleno en su negocio Melocotón. Salir a flote no fue nada sencillo y se convirtió en uno de los máximos retos para la empresaria.

Melocotón es actualmente referente por sus diseños originales que siguen las últimas tendencias, pero en su minuto cero tuvo un desafío. En este caso no hay un tono melodramático sino romántico y pintoresco porque rememora el origen de todo el recorrido que hizo la empresaria hace 36 años. Todo se dio de repente: cambió en una semana la situación económica familiar y decidieron con su hermano Federico a Buenos Aires a comprar telas y meterse en el negocio de la indumentaria. Era 1982, ella tenía 18 años y su hermano 22, y no mucho más que ganas de progresar. Comenta que la pasión es el método con que encara las cosas diariamente y también lo que la ayudó en ese momento porque no tenía conocimientos en el rubro más que su experiencia en el modelaje.

En 2018 una nueva situación volvió a ponerse en el camino empresarial. La crisis actual no se asemeja a la de 2001 pero requería moverse y no quedarse esperando soluciones mágicas que nunca llegan. Es por eso que la diseñadora decidió hacer el esfuerzo de invertir fuerte para poder encarar un proceso de crecimiento mejorar en eficiencia y triplicar la producción. Para lograr esto en su proceso productivo, en la firma decidieron incorporar una máquina importada italiana de alta calidad que apila y corta en un día lo que actualmente toma una semana de trabajo y realiza cortes de extrema precisión en todas las capas de las telas.

Para leer esta nota completa, que integra el dossier de Fin de Año de Punto biz, debés suscribirte haciendo clic acá, enviando un mail a esta dirección o llamando al 5299960.

17.01.2020 06:00 | Fuente: punto biz

DEJE SU COMENTARIO

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

COMENTARIOS DE LOS LECTORES (0)

341 5034363
Certificados SSL Argentina