Seguínos en:
Servicios

Dos grupos en pugna

Dura puja y sospechas por la explotación del complejo Puerto España

La concesión está vencida y se juegan fichas muy fuertes antes de la definición. La tensión subió al máximo. 

 

A cuatro meses de haber vencido la concesión, la Municipalidad de Rosario tiene pendiente de decisión un destino para el Complejo Puerto España, un codiciado predio de la costa central rosarina. Dos grupos están en carrera, el actual concesionario regenteado por Pedro Ritagliati y Sergio González y por un lado, y Rules SRL por el otro, que nuclea a la firma de catering Marshall (Guillermo y Marcelo Marshall) y un grupo gastronómico liderado por Gonzalo Viñes que viene sumando emprendimientos y ganando licitaciones públicas. 
 
 
La concesión quedó en el centro de polémica cuando en 2018 desde el Concejo denunciaron el irrisorio canon de $38.000 (hoy actualizado en $42.000) que se paga para explotar un restaurante (Don Ferro), un bar (Flora), un gimnasio (Planet) un salón de fiesta (Puerto España) y un estacionamiento. “Pagan más de luz que de alquiler”, fue la queja que levantaron algunos ediles. 
 
 
La Municipalidad abrió la convocatoria del llamado a licitación del espacio a principios de este año.  Desde el comienzo, el Municipio advirtió que la prioridad la tendrán aquellas propuestas que cuenten con antecedentes -lo cual le suma puntaje a los actuales concesionarios- y que jerarquicen la inversión en los espacios públicos, y la preservación de las fuentes laborales. 
 
 
Tanto el cánon como la duración de la concesión dependerá de las obras que se comprometa a realizar el adjudicatario, estipulada por un plazo que podrá ser de 8 a 10 años, en ambos casos con posibilidad de prórroga de dos años. Para el primer caso el cánon es de $ 550.000, y $350.000 en el segundo. 
 
 
De allí que las ofertas fueron de distinta envergadura. Marshall fue por la primera opción, con una propuesta de $500.505, mientras que Ritagliati ofertó $350.856. 
 
 
Así como al al concesionario actual el pasado lo condena por el pago de cánones irrisorios, al futuro lo compromete la debilidad de los avales. Es que Hueso, la Sa que lidera Viñes tiene una trayectoria corta (nació en noviembre 2016). Por eso el municipio pidió información adicional a las dos propuestas que se presentaron. 
 
 
Viñes controla además de esta SA varias SRL gastronómicas, todas de reciente constitución, como Goros SRL (junio de 2017) dedicada a los eventos y al comercio de bebidas alcohólicas. Tiene algunas marcas conocidas como Chinchibira, Birra, la Churrasquería, Churrasquito y CH, el restaurante en la planta alta del Aeropuerto de Rosario con el cual el grupo incursionó en el rubro licitaciones públicas. 
 
 
El tema se encrespó a fines de junio con una publicación del diario La Capital que le entró duro al concesionario actual y dejó tela para cortar. Es que la toma de decisiones operativas en el Decano quedaron tras su venta en manos de Sergio Ceroi (heredado del grupo Vila) y el abogado Leandro Salvatierra.  
 
 
Según pudo saber Punto biz, existen dos cuestiones que hacen ruido: 
 
 
1- Dos hijos de Ceroi -Marco y Bruno- son socios de Viñes en varios emprendimientos gastronómicos, entre ellos la recientemente ganada licitación del restaurante del aeropuerto. 
 
 
2- La elaboración de la nota del diario no corrió por cuenta de la  redacción sino que se armó en un estudio jurídico. 

 

 

18.07.2019 19:12 | Fuente: Punto biz

DEJE SU COMENTARIO

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

COMENTARIOS DE LOS LECTORES (0)